Casarse en el Caribe, una moda que atrae

Cada vez más parejas deciden celebrar su boda mientras disfrutan de unas relajadas vacaciones. Solo en México se celebraron 18 mil casamientos el año pasado.

Unas 18 mil parejas latinoamericanas eligieron algún destino del Caribe mexicano para celebrar sus bodas durante 2016, según informó la Secretaría de Turismo (Sectur) de México.

La devaluación de la moneda azteca en el último año fue uno de los motivos principales que hizo atractivo casarse durante un viaje de turismo en ese país, aunque la intimidad de las ceremonias y los lugares paradisíacos de esas playas también fueron determinantes a la hora de elegir el destino.

"Los latinoamericanos suelen elegir este tipo de casamientos porque buscan hacer algo más íntimo con sus familiares y amigos cercanos, que muchas veces les resulta más económico que una fiesta de bodas tradicional en sus países de origen", manifestó Agueda Iglesias, gerente de marketing de una cadena internacional de hoteles con fuerte presencia en esa zona.

Se trata de Palladium Hotel Group, que celebró 1.200 casamientos de parejas latinoamericanas en Punta Cana (República Dominicana) y México, con gastos promedio de 5.500 dólares.

Según Iglesias, "la elección se debe a que en nuestros establecimientos las ceremonias tienen muy buena organización y las fiestas llegan a durar hasta tres días", señala el informe de la Sectur.

El directivo destacó que "las facilidades no sólo están en lo económico, sino también en la organización, ya que en nuestro caso ofrecemos paquetes originales y cerrados que le permiten a los novios despreocuparse de todos los detalles".

"Además, los invitados viajan para festejar la unión y aprovechan para disfrutar de unos días de vacaciones en el resort que eligió la pareja para festejar su boda", remarcó Iglesias.

Por último, sostuvo: "En nuestros hoteles es posible ver de dos a tres casamientos por día durante los fines de semana" y dijo que "tenemos pensado seguir incrementando el número de estos eventos en el transcurso del 2017 de la mano de los tour operadores y agencias de viajes".

 

Destinos

Sin lugar a dudas, México es uno de los países caribeños más elegidos para este tipo de eventos y las playas de Mazatlán, Cancún, Playa del Carmen, Los Cabos, y Vallarta, se ubican entre las que mayores preferencias concita. Aguas cristalinas, arenas blancas, con vistas inmejorables y servicio de calidad y ambiente romántico ofrecidos por distintas cadenas de hoteles explican esta elección.

Sin embargo, otros destinos caribeños fuera de México también son muy requeridos para la celebración de bodas. Jamaica, con su clima soleado, alegría, deliciosa gastronomía y una excitante vida nocturna, es uno de ellos.

En Bahamas, Paradise Island destaca entre las más de 7 mil islas del lugar por su exuberante naturaleza mientras que Palm Beach, en Aruba, cuenta con lujosas instalaciones y una amplia oferta de servicios y actividades que la convierten en lugar perfecto para las celebraciones.

En Playa Blanca, Panamá, se entremezcla naturaleza con una rica cultura y tradiciones mientras que en Guanacaste, Costa Rica, se encuentran las playas más bellas de ese país centroamericano.

Puerto Plata, en República Dominicana, tiene una privilegiada ubicación entre las colinas cubiertas de vegetación y el Mar Caribe, y Punta Cana, en el mismo país, invita al descanso, al relax y al romanticismo.

video

Descargá el suplemento

Fecha de hoy

21/08/2017

tweets recientes